Lean Startup: puesta en marcha de un negocio Emprendedores - |Blog Jornadalaboral.es| Saltar al contenido
|Blog Jornadalaboral.es|

Lean Startup: puesta en marcha de un negocio

Lean Startup

Para quienes no tengan conocimiento, el Lean Startup consiste en una metodología de trabajo en la cual se aumenta o se suben las probabilidades de éxito de un negocio. Esto es gracias a que se proporcionan las mejores mejores prácticas para innovar en contra de las dinámicas del mercado y las interrupciones externas, eliminando así todo aquello que no funcione. 

Esta metodología se usa para pasar de proyecto a una empresa siendo el foco principal en las necesidades de los clientes, contando con su feedback para que de esta forma se hagan las modificaciones necesarias en el producto hasta desarrollar y obtener así la versión mejorada y definitiva. La idea es adaptar el producto a lo que el mercado demanda y no a la visión propia.

Any Course Save Up to 97% Now at John Academy Online Courses

Mediante su uso, los emprendedores tratan de usar sus recursos de la forma más eficiente posible. Así, reducen los riesgos, mientras buscan un sistema en el que haya una visión profunda del cliente y una iteración rápida. Un dato curioso de todo esto es que lean quiere decir magro, que significa algo que no produce valor en un proceso y startup es la puesta en marcha de un negocio.

Para saber más acerca de esto mucho más, se recomienda leer el siguiente artículo sobre Lean Startup, donde podrás saber mucho más acerca de esta gran metodología para alcanzar el éxito dentro de la empresa o emprendimiento. 

Lo que podría decir es que todo junto tendría un significado concreto de Lean Startup es una puesta en funcionamiento ajustada. Lo increíble de esto es que con un buen Plan de Negocios tu negocio llegará al siguiente nivel.

¿Cómo se aplica el lean startup?

Lean Startup

Esto se aplica a partir de 3 pasos, los cuales son los siguientes:

ECourses4You

  1. Construir: En la primera fase es importante que las ideas se lleven a lo material, a un producto material. Si bien no se sabe cuáles son los datos necesarios para hacer el artículo o servicio que se adapte a todas las necesidades del cliente potencial, lo que se debe hacer en tal caso es agregar características que ellas consideran prioritarias.
  2. Medir: Sabiendo si el proyecto ha ido por un buen camino, es importante tener las herramientas adecuadas de medición. Es importante conocer los recursos con los que cuenta la empresa para poder garantizar el éxito del producto. También se debe recabar información sobre el producto y las reacciones de los consumidores.
  3. Aprender: Por último, se toma en cuenta previos resultados recogidos durante el proceso, y allí, iniciar el ciclo para hacer el proyecto final. Se hacen con base en lo que quieren los potenciales clientes y personas que participaron en el proceso y sus opiniones.